jueves, 7 de mayo de 2009

Las cabras tuvieron la culpa...


"Un pastor de cabras, llamado Kaldí, cuidaba su rebaño de cabras un tranquilo atardecer en la zona semidesértica del Yemen. Cuando añocheció se dió cuenta de que sus cabras no paraban de dar saltos y no había forma de que se durmiesen. No sabía porqué se comportaban de aquella forma, hasta que dedujo que su comportamiento se debía a que habían comido las bayas de una planta silvestre. Decidió recoger unas cuantas de estas bayas para ofrecérselas a unos monjes. A ellos les ocurrió lo mismo sintiendo los mismos efectos que las cabras después de haber tomado una infusión con ellas...."


Esta es una de las diversas leyendas que hablan del descubrimiento del "líquido negro", de sus asombrosos efectos sobre el organismo y de sus propiedades medicinales.



Leyendas aparte, parece que la existencia de la planta se remonta a tiempos inmemoriables. Pero sí se ha señalado el lugar de su origen: la región etíope de Kaffa. En un principio los árabes ingerían el fruto entero de la planta, después, descubiertas sus propiedades excitantes, se extraían las semillas, moliéndolas y amasándolas con grasa animal, para utilizar el producto como reactivador fisiológico durante sus largos viajes.


Hacia el año 1000 d.C. no empezó a saborearse como bebida, hirviéndose las semillas aún verdes. Pasarían tres siglos antes que los árabes adoptaran el sistema de tostar y moler las semillas.





Y no sería hasta el siglo XVI cuando, a través de los puertos de Marsella y Venecia, se conoció en Europa con el nombre de "Vino de Arabia".








Pero fueron los austríacos quienes, tras su victoria en el asedio de Viena (1683), sobre los sitiadores turcos, aprendieron a degustar la aromática bebida y muy pronto los que abrieron las primeras cafeterías.








Desde entonces, más de tres siglos de un arte: el café


Un ¡Hurra! por las cabras...

1 comentario:

* HADA ISOL dijo...

Ignoraba esta hsitoria sobre el café,como te dije en el post de los caballitos de mar,el mundo animal nos enseña más de lo que creemos,estas cabras hicieron un gran descubrimiento! Aunque no sé porque el café a mi me duerme,iagual cuando tengo insomnio lo uso!pero con leche!
Me encantó aprender sobre el café,se lo conatré a mis hijos!